Connect with us

Economía

El billete verde sostiene el impulso a raíz de un tono renovado de riesgos adversos

El billete verde sostiene el impulso a raíz de un tono renovado de riesgos adversos 1

El dólar tuvo una segunda sesión de ganancias generalizadas en el mercado de divisas, con el yen japonés como único rival superior en el día. La fortaleza del billete verde ha estado alimentada esta semana por la combinación del deterioro idiosincrático de varias monedas del G10 y el retorno del sentimiento de riesgo de manera general. La nota de advertencia de ayer vino con el desplome de las acciones tecnológicas, con el Nasdaq cayendo un 4.8% en el día. Las noticias desalentadoras en la carrera de la vacuna contra el virus fueron parte de las abruptas correcciones del mercado. AstraZeneca, el candidato más avanzado hasta el momento, detuvo ayer todos los ensayos clínicos de su vacuna, después de registrar un paciente con serias reacciones adversos al tratamiento. Incluso si lograra comprobarse que el medicamento es seguro, las preocupaciones del público sobre los posibles efectos secundarios del virus podrían reducir el volumen de personas dispuestas a vacunarse, limitando el impacto de los esfuerzos clínicos.

En otro hilo de eventos, las tensiones entre EE.UU. y China se intensifican esta semana, con las autoridades norteamericanas preparando órdenes para bloquear la entrada de algodón y productos de tomate provenientes de China. Aunque el anuncio oficial ha sido postergado para finales de la semana según indican los medios, una respuesta por parte de China no se hará de esperar. El calendario de datos en el día es ligero, con el barómetro de riesgo en el centro de atención de los inversores.

La libra esterlina se desplomó ayer por quinta sesión consecutiva frente al dólar, su racha de pérdidas más larga desde mayo, ya que la confianza en la moneda se desvanece en medio de crecientes temores de un Brexit sin acuerdo. El primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, reiteró sus amenazas de una posible salida unilateral, mientras se intensifican los preparativos para este escenario a medida que se acerca la fecha límite y se desvanecen las perspectivas de un acuerdo. El anuncio de una potencial legislación que anula de forma “específica y limitada” las disposiciones del Acuerdo de Salida firmado el año anterior continúa generando polémica. Después de que dos de los principales asesores legales del gobierno dimitieron a raíz de esta propuesta, ha sido evidente que la factura quebraría abiertamente las disposiciones del derecho internacional. Mientras los inversores esperan por las actualizaciones sobre la actual ronda de negociaciones, nuevas medidas de contención del virus se implementan en el Reino Unido. Estos riesgos han suscitado preocupaciones sobre la trayectoria de la recuperación económica, reflejadas en el nivel en el que se cotiza la libra y los bonos del tesoro, que auguran crecientes probabilidad de un recorte de los tipos de interés a territorio negativo.

El peso mexicano fue nuevamente víctima de la fortaleza del dólar en el día, quedando en el tercer peor puesto de la canasta de monedas emergentes, después del rand sudafricano y el real brasileño. En el día de ayer, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público entregó el Paquete Económico del tercer año de gobierno de Andrés Manuel López Obrador, considerado por los expertos como el más austero que se haya registrado, al menos en lo que va del siglo XXI. El Paquete Económico parece estar influido por las elecciones intermedias del 2021, donde se renovará completamente la Cámara de Diputados, 15 gubernaturas, 30 congresos locales y ayuntamientos. Si bien en la Ley de Ingresos de la Federación no se consideran los ingresos no recurrentes como el remanente del Banco de México, estos recursos podrían otorgar un respiro a las finanzas públicas el próximo año, ante las caídas de los ingresos presupuestarios que se han reportado en los últimos dos años. En cualquier caso, el mensaje para los inversores se alinea con la tónica de la respuesta de política económica ante la pandemia. México continúa intentando mantener bajo control una deuda rampante, comprometiendo la capacidad doméstica de estímulo económico. Mientras estos eventos deterioran el panorama del peso, los inversores estarán atentos al reporte de inflación.

Fuente

+ Información
Pulsa para comentar

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *